¿Por qué subirse a la nube? Seis escenarios decisivos

Por Rubén Belluomo, Gerente Comercial de Infor Cono Sur

La pandemia demostró que la agilidad que proporciona la nube a las aplicaciones de las organizaciones es vital para el éxito operacional. Sin embargo, muchas compañías aún se resisten al cambio.

Una de as principales razones por las que esto sucede, es el aumento de costos de IT, que es un ciclo en crecimiento, ya que el sector de IT está constantemente haciendo nuevas implementaciones, operando proyectos y brindando soporte post implementación. Esta carga de trabajo significa que deben ser más reactivos que lo que desean y enfrentar retos para cumplir con nuevos requisitos.

Un aspecto a tener en cuenta, son los cuellos de botellas. La mayoría de las innovaciones de los ERPs se están pasando a la nube y el software en servidor propio ya no es una opción. Es importante saber cuándo pasar y tomar la decisión en el momento justo para evitar demoras.

Otro factor decisivo es la modernización de la infraestructura para lograr mayor flexibilidad y agilidad en la nube, especialmente cuando se conectan varios sistemas.

Algunas razones que también influyen en la decisión están vinculadas a la necesidad de eliminar el exceso de customizaciones de los sistemas, es decir, alcanzar una infraestructura respaldada por el proveedor y por un hosting confiable como el de AWS, que permita adoptar tecnología de vanguardia como el machine learning. Son proyectos que serían difíciles y costosos en entornos on-premises.

A continuación, mencionaremos los seis escenarios que pueden impactar en las organizaciones para decidir dar el paso hacia la innovación tecnológica y pasarse a la nube.

  • Fallas críticas del sistema
  • Disrupción debido a pérdidas de experiencia técnica
  • Complejidad en fusiones y adquisiciones
  • Cuellos de botella existentes
  • Seguridad
  • Aumento en los costos de IT
  • El orden de los escenarios más problemáticos que podrían presentarse es:
  • Legado de cuellos de botella
  • Pérdida de experiencia técnica
  • Fallas en el sistema
  • Fusiones y adquisiciones
  • Violaciones de seguridad
  • Incremento en los costos de IT